Depresión

¿Qué es?

Todos/as creemos tener una idea de lo que es estar deprimido/a; esta última expresión "estar deprimido/a" es habitualmente utilizada en nuestro lenguaje cotidiano para describir un estado de ánimo desagradable, caracterizado por sentimientos de tristeza, pérdida de energía y una visión negativa del entorno. En esta ocasión el saber general coincide en gran medida con esta entidad clínica.

Es importante mencionar que es el  Trastorno Depresivo Mayor es el diagnóstico que se emplea con más frecuencia y que, potencialmente, es el que tiene más peligro de mortalidad debido a las conductas suicidas que se pueden llevar a cabo.

La depresión entendida como síntoma (sentirse triste) está presente en la mayor parte de los cuadros psicopatológicos: problemas de alimentación, fobia social, esquizofrenia, trastorno obsesivo compulsivo

La persona que sufre depresión tiene una visión negativa de sí misma, del mundo y del futuro. (Aaron Beck)

¿Cómo se manifiesta?
  • A nivel afectivo: tristeza, abatimiento, desánimo, dificultad para experimentar placer o disfrute, apatía e indiferencia. Pero también puede aparacer irritabilidad e irascibilidad.

  • Referente al comportamiento: disminución del nivel de actividad, lentitud al hablar o al moverse; pero también puede cursar con agitación. 

  • Cognitivamente: dificultad en la concentración, la atención y memoria. Aumento de pensamientos negativos como la culpa.

 

  • A nivel fisiológico: dificultad para dormir o dormir en exceso (en ocasiones la persona no duerme pero pasa gran cantidad de su tiempo en la cama), disminución del apetito, fatiga, dolores y molestias, pérdida del deseo sexual y por tanto disminución de la actividad sexual.

  • Socialmente: aislamiento, pérdida del interés por los demás, deterioro de las relaciones sociales. 

¿Cuándo es un problema?

Todas las personas podemos experimentar, en un momento dado, sensación de abatimiento, desgana, tristeza, etc., que normalmente superamos a las pocas horas o días. Esto no es un problema. A pesar de que vivimos en una sociedad en la que se evita sentir malestar de cualquier manera, la tristeza también tiene un papel adaptativo y no es malo experimentarla. Existen criterios temporales establecidos para que una persona sea diagnosticada de depresión. Pero para evitar entrar en diagnósticos y tecnicismos, podemos afirmar que lo que hay que tener en cuenta es la duración de ese estado, la frecuencia con la que aparece y la intensidad del malestar experimentado. 

Además de los parámetros anteriormente mencionados (duración, frecuencia e intensidad) el estado de ánimo deprimido comienza a ser un problema cuando interfiere significativamente en la vida de la persona. Por ejemplo, una persona deprimida puede rendir poco en el trabajo o los estudios por falta de concentración e incluso ausentarse del mismo o no acudir porque "no puede levantarse de la cama". Así mismo este estado de ánimo puede comenzar a interferir en las relaciones de la persona, ya sean familiares de pareja o con los amigos. 

Como el resto de problemas de salud mental, es recomendable abordarlo cuanto antes, para que la persona adquiera las habilidades necesarias para afrontar las situaciones negativas de la vida de una forma adaptativa y prevenir episodios en el futuro. Los psicólogos de AyP en Sevilla te pueden ayudar a adquirir las habilidades necesarias para hacer frente a estas situaciones.

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon

© 2016 por AyP Atención Psicológica y Psicoterapia